Una de las nuevas tecnologías que poco a poco están asentándose es la Inteligencia Artificial (también llamada IA). A partir de ella se logra una personalización superior a los viejos modelos de clasificación de clientes. Pero el uso de la IA en el e-commerce es mucho más que simple segmentación. Te puede apoyar dentro de la toma de decisiones de tus próximas campañas, analizando detalles que de otra forma nunca hubieras imaginado. De este modo logras optimizar tu tiempo y dedicarlo a otras tareas, todo ello mientras la IA realiza los trabajos más tediosos con completa autonomía.

Índice de contenidos

Inteligencia artificial en el e-commerce para la obtención de datos
Inteligencia artificial en el e-commerce para aumentar las ventas

Inteligencia artificial en el e-commerce para la obtención de datos

Inteligencia artificial para analizar comentarios de clientes

Una de las posibles aplicaciones de la Inteligencia Artificial al e-commerce es el análisis de comentarios. Según Harvard Business, este tipo de estudio puede suponer un cambio en las acciones comerciales a corto y largo plazo, al dotarnos de ideas que en encuestas cerradas de satisfacción no contemplan.

La IA analiza el feedback escrito por tus clientes, sin importar si son respuestas a preguntas abiertas. A partir de ahí logra entrever las emociones de los comentarios y sacar así impresiones, además de detectar patrones en ellos. Por ejemplo, puede descubrir que tus clientes encuentran el servicio técnico útil, pero complicado de acceder. O quizás muchas personas piensen que tal producto sería mejor con un complemento extra, cosa que puedes implementar y aumentar la satisfacción y ventas del mismo. 

Toda esta información queda recogida en su base de datos, facilitándote la elaboración de dosieres para reuniones directivas. Como la herramienta de IA en el e-commerce muestra datos objetivos, sirve también de respaldo para cualquier decisión comercial o argumentación que debas llevar a cabo. Es decir, la Inteligencia Artificial en el e-commerce no se limita simplemente a facilitarte unas tareas, sino que se convierte en un argumento de peso dentro de tu actividad laboral.

¿Es la Inteligencia Artificial una moda pasajera?

No, es una tecnología que todos utilizamos ya en nuestro día a día sin percibirla.

Inteligencia artificial en el e-commerce para aumentar las ventas

Optimización de precios con Inteligencia Artificial

Una de las funciones más prácticas de la Inteligencia Artificial en el e-commerce. Gracias a la obtención de datos, es posible ofrecer el descuento necesario en el momento adecuado y en la cantidad óptima. De este modo maximizarás los beneficios ofreciendo lo que tu cliente necesita y nada más. Todo ello de manera automática y con un análisis profundo de tu e-commerce.

Aquí tienes tres aplicaciones de optimización de precios con IA:

  1. Cantidad de descuento. La IA analiza tu tienda online y detecta cuál es el descuento ideal para cada producto, escogiendo la cantidad justa para maximizar beneficios y ventas.
  2. Precios personalizados. A través de las compras previas, la Inteligencia Artificial en tu e-commerce puede ofrecer el precio necesario para que tu cliente compre. Igualmente, si ha visitado a otros competidores, puede ofrecerle un precio más atractivo. Seguro que alguna vez lo has experimentado al comprar billetes de avión.
  3. Precio por final de stock. En función de la disponibilidad del producto y su demanda, puedes flexibilizar la oferta y seleccionar los márgenes de venta que te interesan para cada tipo de oportunidad.

¿No sabes cómo modernizar tu e-commerce?

Contamos con expertos en e-commerce dispuesto a ayudarte.

Inteligencia Artificial en Chatbots

En nuestra opinión, los chatbots serán clave a futuro. Los bots en el e-commerce pueden ayudar al cliente a mostrarle recomendaciones relevantes y formar así un nuevo canal de compra, además de ofrecer información básica sobre la tienda, envíos… Todo ello mientras monitoriza lo que el cliente necesita o pide, de forma que obtienes también datos sobre la conducta de compra más allá de la propia transacción. 

Es importante destacar que los bots no tienen por qué ubicarse en la propia página web. Grandes tiendas han aplicado el uso de los chatbots en otras redes. H&M Canadá uso la popular aplicación juvenil KiK (similar a WhatsApp) y Tommy Hilfiger recurrió a Facebook Messenger para ofrecer una experiencia en múltiples idiomas.

Quizás tras leer esto desees modernizar tu tienda online y lograr mejorar tus ventas. Estaremos encantados de ayudarte con nuestra larga experiencia en e-commerce, solo tienes que contactar con nosotros. ¿Estás listo para actualizarte?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.